web
analytics
Estadísticas
 
 
 
 
 

EL INCREÍBLE PODER DE LAS EMOCIONES

Primera parte: Descubre el asombroso poder  de las emociones

Capitulo 7

La  separación vibratoria entre tu yo y tu yo

Esther y Jerry Hicks

 

7

La separación vibratoria entre tu yo y tu Yo

 

Puesto  que  la  vida  te  ha  obligado  a  expandirte  y  que  la  Ley  de  la  Atracción  está respondiendo  a  la  vibración  de  tu  Yo  Expandido,  ya  puedes  sentir  conscientemente  tu respuesta a esa Energía en movimiento.

Eso   es   justamente   lo   que   son   tus   emociones.   Si   tus   pensamientos   de   estos momentos  sintonizan  con  la  vibración  de  tu  Yo  Expandido,  sentirás  la  armonía  de  esa sintonización  en  forma  de  emociones  positivas.  Pero  si  tus  pensamientos  no  están sintonizados  con  la  vibración  de  tu  Yo  Expandido,  sentirás  la  desarmonía  de  esa  sinto- nización en forma de emociones negativas.  

 

Volvamos a la analogía de la canoa en el Río:  cuando te permites flotar libremente

en el Río, sin ofrecer resistencia, estás salvando la separación que existe entre donde te encuentras en estos momentos y en lo que se ha convertido tu parte Expandida; sientes

la   sintonización   en   forma   de   emoción   positiva.   Pero   si   todavía   estás   remando   a contracorriente, resistiéndote a la Corriente natural de tu propia evolución, tu resistencia al Río y a aquello en lo que se ha convertido tu parte más Extensa se reflejará en forma de emoción negativa.

 

El poder de tus emociones guía

 

Si  alguien  que  no  conocieras  se  pusiera  en  contacto  contigo  y  te  dijera:  «Hola,  no me   conoces,   pero   quería   decirte   que   nunca   más   volve   a   contactar   contigo»,    responderlas: «Muy bien». No te pondrías triste, ni te sentirías decepcionado por no volver

a tener noticias de ese extraño. Pero si en su lugar fuera alguien importante para ti quien

te lo dijera, sentirías una emoción fuerte.

Las emociones que sientes siempre indican la diferencia vibratoria entre tu punto de deseo  y  tu  pensamiento  actual.  Se  podría  decir  que  tus  emociones  indican  la  diferencia entre  tu  deseo  y  tu  creencia,  o  entre  tu  deseo  y  tus  expectativas. A nosotros  nos  gusta exponerlo  diciendo que  tus emociones  indican  la relación vibratoria entre la vibración en quien  realmente  te  has  convertido  y  quien  te  permites  ser  en  estos  momentos  debido  a tus pensamientos.

  

Por  ejemplo,  cuando  estás  orgulloso  de  ti  mismo,  tus  sentimientos  indicarán  una armonía   entre   la   vibración   (o   pensamiento)   de   tu   Ser   interior   y   tu   vibración   (o pensamiento)  de  este  momento.  Cuando  te  sientes  avergonzado  o  conturbado,  ese sentimiento  indica  que  en  tu  presente  estás  pensando  cosas  acerca  de  ti  que  son  muy diferentes de lo que piensa tu parte Expandida.

Antes  de  que  tus  emociones  puedan  tener  algún  sentido  para  ti  —antes  de  que puedas  permitirles  darte  la  guía  concisa  y  perfecta  que  te  están  ofreciendo-—,  has  de entender que eres un Ser con dos perspectivas que están en mutua interacción. Cuando entiendes  que  tu  Ser  Interior,  o  el  Ser  Expandido  en  el  que  te  estás  convirtiendo,  es  la culminación  de  la  vida  y  que  constantemente  te  está  induciendo  a  ella,  empiezas  a entender la pasión o el entusiasmo que se produce cuando permites ese avance hacia tu Ser  Expandido. También  entiendes  el  sentimiento  de  malestar  o  de  no  sentirte  realizado cuando no permites ese movimiento hacia tu Ser Expandido.

No hay modo de escapar de ello: si quieres ser feliz, has de permitirte ser el Ser al que   la   vida   te   está   conduciendo.   Y   si   no   sientes   alegría,   es   porque   no   lo   estás permitiendo.

 

Las emociones indican tu grado de sintonización

 

Como ya sabrás por tu experiencia de la vida, según lo que te pasa, lo que observas

o  lo  que  piensas,  tienes  una  gran  variedad  de  sentimientos.  Tus  emociones,  buenas  o malas,  son  el  indicador  vibratorio  de  la  relación  entre  tu  Ser  Expandido  y  tú.  Tus emociones indican el grado de sintonización con aquello en lo que te has convertido. Te muestran si en este momento estás en armonía contigo mismo o si no lo estás.

Con  el  tiempo,  llegas  a  describir  la  variedad  de  sentimientos  o  emociones  con muchas  palabras  diferentes.  Debido  al  número  de  personas  que  también  han  sentido estas  emociones  y  a  las  muchas  generaciones  que  han  tenido  un  gran  número  de experiencias,  has  llegado  a una  especie  de  acuerdo  coherente  sobre lo que  sientes y  la palabra que usas para describirlo.

Preferiríamos que experimentaras sentimientos de entusiasmo, amor y felicidad, en lugar  de  miedo,  odio  o  ira,  pero  puesto  que  entendemos  la  razón  vibratoria  de  estas emociones, no vamos a intentar guiarte directamente desde la emoción del miedo hasta la

de  felicidad,  porque  entendemos  que  la  diferencia  vibratoria  es  demasiado  grande  para salvarla de repente. Y, de hecho, tampoco vemos la razón para intentar dar el salto de una vez,  porque  lo  único  que  necesitas  o  puedes  hacer  es  avanzar  gradualmente  hacia sentimientos más positivos.

 

Nada de lo que deseas está a Contracorriente

 

Todo lo que ves a tu alrededor (tierra, cielo, ríos, edificios, incluso las personas y los animales) era pensamiento-vibración antes de convertirse en los objetos físicos que estás viendo. Aunque la mayoría de los humanos no son conscientes de ello, os encontráis en

la  Primera  Línea  del  pensamiento.  Además,  sois  tan  buenos  traduciendo  la  vibración  a través de vuestros sentidos  de la vista, oído, olfato, gusto y tacto que la mayor parte de

los humanos ni siquiera os dais cuenta de ese proceso. Lo vivís como algo normal.

Pero si puedes captar el concepto de que todas las cosas manifestadas que ves a tu alrededor primero fueron pensamiento-vibración, luego pensamiento-forma, y por último la manifestación tal como la ves ahora, empezarás a comprender la totalidad de la creación. Entonces,  no  lo  tendrás  una  visión  más  clara  de  cómo  llega  a  manifestarse  lo  que llamas  «experiencia  de  la  vida  real»,  sino  que  también  sentirás  la  Corriente  de  la  que surgen y en la que fluyen todas las cosas.

Lo que queremos decir con «Nada de lo que deseas está a Contracorriente» es que tus  deseos  —puesto  que  ya  los  has  pensado  y  los  has  pedido—  están  en  proceso  de

 

creación.  Del  mismo  modo  que  un  objeto  redondo  rodará  montaña  abajo  par  su  propia inercia sin necesidad de ningún motor o impulso añadido desde fuera, tus deseos también están  rodando  de  forma  fácil  y  natural  hacia  sus  propias  conclusiones.  Una  vez  que  la vida  te  ha  impulsado  a  crear  un  deseo,  ya  has  hecho  tu  trabajo,  y  las  fuerzas  y  leyes naturales harán el resto.

 

La mejor forma de explicarte este patrón de evolución natural es nuestra analogía de

la Corriente del río: cada una de tus peticiones, grandes o pequeñas, hace su aportación

a la Corriente de este río, y todo lo que has pedido alguna vez está a favor déla corriente,

donde puedes encontrarlo, experimentarlo, poseerlo o vivirlo fácilmente.

 

 El Místico en tus favoritos  El Místico como tu página de Inicio  
 
 
 

 

     
         
         
       
       
       

Conferencias Místicas